Cómo preparar Conchitas a la Parmesana

No sé qué opinas tú, pero, para mí, lo mejor del mundo es un rico aperitivo o piqueo, en ese sentido, las Conchitas a la Parmesana son una opción que no puedes obviar. El queso le da ese toque único y si eres amante del mismo, seguro disfrutarás de esta receta.

No hay nada más gratificante que la combinación de la, sin duda, es extraordinario. Si no lo has probado, es estás perdiendo de mucho. Si eres de probar algo nuevo, este plato pasará a formar parte de tus favoritos.

Lo primero que debes hacer es que se prepara usando Conchas de Abanico (Ostiones en otros sitios). Es fácil de preparar y es rico para agradar a tus invitados o familia en alguna reunión especial.

Breve historia de Conchitas a la Parmesana

La verdad es que no hay muchos datos en relación al origen de las Conchitas a la Parmesana. Sin embargo, lo que se pudo investigar fue que se trata de una fusión con la cocina italiana y peruana. De buenas a primeras podríamos pensar que dicha teoría salió a relucir por el uso que se le da al queso parmesano ya que es un elemento originario de Parma, Italia.

No importa como haya sido, lo que sí puedo afirmar que quien haya experimentado con el plato, ¡GRACIAS! Ahora sí, pasamos a prepararlo sin más.

Preparando las Conchitas a la Parmesana

Lo primero que debes saber es que la Concha de Abanico posee dos partes que son comestibles. Primero, está la central que es carnosa y de color blanco y después, está el coral que es como un apéndice de color naranja y crema. El último posee un sabor algo particular y fuerte, por eso, varios optan por quitarlo antes de comerlas.

La recomendación que puedo hacerte es conseguir conchas de abanico frescas (que estén bien cerradas) y claro, no pasarse de la cocción porque estarán como chicle y no es agradable.

En el instante que la compras, debes pedirle al encargado de la pescadería o el supermercado que las limpien adecuadamente, pero, manteniéndolas pegadas a la concha. Requieres de una fuente rectangular de pyrex o metal.

Conchitas a la Parmesana

Conchitas a la Parmesana

Necesitarás los siguientes ingredientes

  • Conchas de abanico limpias (unas 3 docenas estará bien)
  • Queso parmesano rallado (200 gramos)
  • Mantequilla con sal (250 gramos)
  • Salsa Inglesa (1 frasco pequeño)
  • Pimienta y sal a conveniencia.
  • 5 limones jugosos.

Pasos para preparar unas ricas Conchitas a la Parmesana

  1. El primer paso será calentar al horno hasta llevarlo a 250°. Si posee la función del gratinado, actívala.
  2. Primero, corta la mantequilla en pequeños cubitos sin exagerar.
  3. Pon las conchitas en la fuente y sazona cada una de ellas con sal y pimienta. Seguidamente, pon las conchitas arriba de los cubitos de mantequilla, una gotita de salsa inglesa y 4 o 5 gotas de jugo de limón.
  4. Después, tapa las conchitas con el queso parmesano.
  5. Para terminar lo, lleva las conchitas hasta el horno y cocínalo hasta que el queso se haya gratinado completamente. Tardará un aproximado de tres a cinco minutos, siempre dependerá del tamaño de las conchitas.
  6. Luego cubre cada conchita con el queso parmesano.

En el momento que estén listas, retira la fuente del horno y permite que se enfríen durante cinco minutos antes de servir. Ten presente que por dentro estará más caliente que por fuera.

Cuando lo sirvas, podrías poner algún recipiente con juguito de limón para los que deseen añadirle más a las conchitas.

Ahora sí, es momento de experimentar un sabor único y real. Las Conchitas a la Parmesana es una verdadera obra de arte.